3/04/2006

Unidos

Unidos porque cada mirada
nos llena de esperanza.
Unidos porque en cada tarde
buscamos consuelo.
Unidos porque por una estrella
nos provoca divisar el cielo.
Unidos porque de un suspiro
hacemos un sueño.
Unidos porque bajo la luna
bailamos una romántica balada.
Unidos porque al sentir la brisa
se nos dibuja una sonrisa.
Unidos porque en cada embeleso
nos cubre el silencio de nuestros besos.
Unidos porque con cada alba
se abrazan nuestras almas.
Unidos porque en cada cálido rozar
se encienden los deseos de amar.


©M.A.M

5 comentarios:

Misionero dijo...

Deliciosa apología de la unificación complementaria en el amor de la mujer y el hombre. Cada pliegue de piel saliente, entrante correspondiendose con la hondura homóloga en perfecta dialéctica de almas.

Gracias por vistarme palabras del mar y por tu gentil comentario, disculpa que no lo hubiera visto antes, últimamente he estado centrado en la página principal y quiza por eso se me había pasado, aprecio mucho tu comentario.

Un gran beso iluminado de misionero

Quirón dijo...

Mar, aquí visitando tus arenas nuevamente. Hermosas todas esas variantes de la unidad. Que pena que el ser humano no acaba de comprender la importancia de su espíritu.

Quirón dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Madam dijo...

Vengo a mojar los deditos de los pies por este mar. Saludos.

Mar dijo...

Misionero: No hay nada más hermoso que sentir esa lazo invisible que une, aún en la distancia y tiempo.

Quirón: ¿Te das cuenta que la arena va unida al mar,por siempre y desde siempre?

Madam: Saca tiempo para un chapuzón en el mar y olvides las suculentas comidas de tu oficina. :)